fbpx

tecnoiglesia.com

Para Valientes

Vi en los Juegos Olímpicos recientemente llevados a cabo en Tokio, a Alejandra Valencia y Luis Álvarez representando a México. Mencionaban que se requiere de mucha práctica para dar en el blanco.

 Esto me recordó lo que está escrito en :

Salmo 127: 4 “Como saetas en mano del valiente, así son los hijos habidos en la juventud”.

 ¡Es verdad! Eres muuuy valiente al tener en tus manos fechas tan hermosas. Dios te ha confiado una encomienda de alto privilegio. Tienes saetas para que den en el blanco, para cumplir su propósito y su destino con su marca personal en todo lo que hacen; Él ha formado un gran equipo  con los padres para ser guía, instructor, capacitador. Para ayudarlos a enfocarse a dirigirlos a enseñarlos en todo lo que se requiera para cumplir su propósito.

A partir de la semana 24 el bebé que esta dentro de su madre,  su cerebro empieza a recibir y almacenar información que le dará destino a su vida. Hablarle al bebé favorece su desarrollo neuronal y emocional. 

En Proverbios 4:20-22 nos menciona el poder de las palabras:

“Hijo mío está atento a mis palabras; inclina tu oído a mis razones. No se aparten de tus ojos; Guárdalos en medio de tu corazón; Porque son vida a los que las hallan, Y medicina a todo su cuerpo”.

Proverbios 18:21 

“La muerte y la vida están en poder de la lengua…”

Los educadores mencionan que lo que les dices a los niños en su primera infancia, se queda grabado en su cerebro, los marca para toda su vida. Los primeros años  son determinantes para su desarrollo y su destino.

Otras personas saben muy bien del poder de la educación a los niños desde su primera infancia, porque cambias el destino de una generación y para cambiar la historia de una nación se necesita educar, influenciar a 3 generaciones.

Hoy tenemos un tiempo muy valioso, para fortalecer la identidad de tus hijos para que sean entendidos de los tiempos para desarrollar carácter de valientes para esta generación. Ya sea que tengas cerca de ti niños, adolescentes, jóvenes siempre van a quedar grabadas tus palabras en su mente y corazón y más aún si les recuerdas las promesas de Dios para sus vidas. 

Porque para esta hora están aquí, para este tiempo nacieron .

¿Qué estás haciendo con las   flechas que Dios entregó en ti? ¿Darán en el blanco?

Tu eres valiente, Dios confía en ti.

>
Scroll to Top