fbpx

tecnoiglesia.com

Consejos de microfoneo para audio en vivo

Obtener un gran sonido en vivo es tanto un arte como una ciencia, y mucho de eso tiene que ver con técnicas de ingeniería. La ubicación del micrófono es uno de los factores más importantes para un buen sonido en vivo: nada de lo que hagas en la consola puede solucionar una mala ubicación del micrófono. Si bien la experiencia es el mejor maestro, aquí hay algunos tips que pueden resolver algunos problemas.

En un escenario en vivo, el mayor desafío que enfrentan la mayoría de los ingenieros es obtener la mayor ganancia sin retroalimentación, y el ruido en el escenario enmascara detalles como el ruido de fondo de los micrófonos.

Los micrófonos dinámicos de baja sensibilidad son la opción más popular cuando se trata de microfonear instrumentos en vivo y, aunque existen muchas alternativas, el Shure SM57 sigue siendo el rey. Dicho esto, los micrófonos de condensador han hecho grandes avances en el refuerzo de sonido, y muchos ingenieros disfrutan de su capacidad para captar detalles de alta frecuencia.

Independientemente del micrófono que elijas es probable que usaras los que tienen patrones cardioides estándar. Su rechazo de sonido fuera del eje protege contra el sonido de los monitores de escenario o el PA principal que puede causar retroalimentación. Si bien son una buena opción, los micrófonos supercardioide e hipercardioide en realidad captan una cantidad significativa de sonido desde la parte trasera, lo que los hace un poco más complicados de usar en el escenario, pero pueden ser una gran opción a usar si es que ese patrón te favorece para alguna aplicación que lo requieras.

El elemento más importante de la ubicación del micrófono en vivo es la distancia entre el micrófono y la fuente. En la mayoría de los casos, querrás colocar el micrófono lo más cerca posible de la fuente de sonido, lo que aumenta la relación entre el sonido directo y el ruido de fondo. Cuanto mayor sea la brecha entre el sonido directo y el ruido de fondo, más podrá aumentar la ganancia en la consola, sin correr el riesgo de recibir retroalimentación.

Un ultimo consejo general sobre la ubicación del micrófono, que igual lo puedes aplicar tanto en grabación en estudio como en audio en vivo, es la idea de encontrar el punto ideal. Cada fuente de sonido, desde amplificadores de guitarra hasta bombos, tiene uno o dos puntos donde todas las complejidades de la acústica y los armónicos se unen para brindarle el sonido más deseable.

Encontrar ese punto óptimo puede ser una cuestión de mover un micrófono unos centímetros hacia la izquierda o hacia la derecha o simplemente retroceder o moverlo un poco más cerca. Aún así, hace una gran diferencia encontrar el punto adecuado, tener la paciencia para encontrar el punto óptimo es uno de los rasgos que definen a un ingeniero de sonido profesional.

>
Scroll to Top